Anacronía

Buscaba entre mis manos,
sino un verso la semilla de tus labios;
hallé las raíces de mis árboles muertos
en busca del aire entre tus cielos.

En tus cielos no llueve.
No hallé tu cintura
ni tu sonrisa en mí cuando cierro los ojos
ni tus manos en flor y su breve hasta pronto.

Mañana floreces marchita.
Toma de mí esta gota que cae,
bebe con tu mirada mis raíces,
bebe, mañana mis semillas serán secretas:
no las sabrás, no las diré.

No hallarás mis manos arando tu piel.
Sembraré en el pico de los pájaros,
en el vientre del crepúsculo y sus pasos,
en el vientre del viento
quizá en el río sembraré mis últimos sueños.

Anuncios

About neggfre

Creo en mi gente humilde, busco en sus miradas la historia mía; Pienso en el árbol, los ríos y en otras formas de vida que me ilustran la inmensidad de la naturaleza.
Esta entrada fue publicada en la sombra de las hormigas. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s